El marketing en buscadores

Cada recurso público en Internet es valorado en máquinas por algoritmos creados por humanos para asignarle su índice de popularidad para unas palabras clave en concreto y ordenar así los recursos por relevancia en las búsquedas

Internet es sin duda la herramienta de marketing más poderosa y una fuente gigante de información humana dónde más fácil se pueden encontrar las últimas tendencias. Es una herramienta rápida y es sensible a los impactos generales. Internet puede ser fácilmente manipulado por una conciencia pública o colectiva o optimizado si se conocen las técnicas de posicionamiento web y del marketing en buscadores.

Internet está desarrollada para ser la fuente de información más grande y más actualizada del planeta y ofrecer todo tipo de recursos sobre cualquier tema a imaginar y en cualquier momento. Los recursos se encuentran en formato de ficheros informáticos y son almacenados en ordenadores llamados servidores. Los servidores se mantienen encendidos 24 horas al día para que la información este disponible en cualquier momento. Estos servidores se encuentran en centros de datos que los proveen de electricidad, refrigeración, seguridad y conexión a Internet los 365 días por las 24 horas que están encendidos. La diferencia de un servidor con un ordenador común suelen ser la construcción con componentes de calidad y más potentes y diseños para mejor refrigeración.
Cualquier entidad puede contratar un servidor completo o dedicado o un espacio en un servidor compartido para subir nuevos recursos a Internet. Los recursos pueden hacerse públicos o privados y protegidos por contraseña y pueden ser de solo lectura, lectura/escritura y/o descargables.

Ante la gran cantidad de servidores a nivel mundial y recursos públicos en distintos espacios de estos servidores aparece la necesidad de tener que organizar la información pública para la búsqueda rápida. El primer paso consiste en generar una base de datos de recursos que vincule la información del recurso y donde esta almacenada y aquí aparece la parte de los motores de búsqueda llamada arañas o rastreadores que se encargan del rastreo e indexación.

La indexación es el proceso de encontrar nuevos recursos en Internet y guardar una referencia al recurso

Para poder encontrar y buscar recursos en Internet, cada recurso público en Internet o cada referencia indexada es valorada por una serie de algoritmos para su clasificación. Estos algoritmos de valoración están creados por humanos y perfeccionados esporádicamente por ellos, para que cada vez los resultados se ajusten y sean más relevantes a las búsquedas realizadas por usuarios.
Los algoritmos de los buscadores se ejecutan en sistemas informáticos de alto rendimiento también compuestos por servidores y pueden identificar los recursos más relevantes y efectivos que pertenecen a ciertos campos. Los servidores del sistema informático aprenden mediante inteligencia artificial más cuantos más individuos valoran. La finalidad de los algoritmos es evaluar y entender el contenido del recurso para asignarle un índice de popularidad y relevancia para un concepto clave. La popularidad es un índice que permite ordenar los recursos según su importancia y relevancia para la búsqueda del usuario. Los resultados de los buscadores dónde los usuarios más pulsan son los primeros puestos que aparecen. Por lo tanto, el recurso en primera posición es el que más tráfico de usuarios recibe y así va descendiendo. A más popularidad tiene un recurso, mejor considerado esta por un buscador y aparece más arriba. Cuando una página web o dominio tiene muchos recursos populares se convierte en una página con muchas visitas, una página con buena reputación y un dominio con autoridad.
Los buscadores basan su negocio en mostrar los resultados más exactos por ello tienen políticas de calidad estrictas y luchan contra el SPAM mediante algunos de sus algoritmos y revisiones manuales para evitar clasificaciones erróneas o trampas en el proceso. El marketing en buscadores o posicionamiento web consiste en utilizar técnicas SEO conocidas y experimentos SEO para intentar aumentar el índice de popularidad de un recurso y así aumentar la cantidad de visitas que recibe sin llegar a hacer trampas o SPAM para evitar ser penalizado por los propios buscadores.

De novato a experto en el marketing en buscadores

Al empezar con el marketing en buscadores, cada persona iniciada debe pasar por una fase de nivel principiante a nivel avanzado o experto si se quiere conseguir una página web popular y con afluencia de usuarios. Además de los contenidos, los precios, la confianza y seguridad, una página web con tráfico es esencial para empezar a vender por Internet. Para conseguir ser un experto SEO hay que entender totalmente la importancia del marketing en buscadores y como funcionan las búsquedas. Estos son los ingredientes principales dentro de una campaña de SEO y básicos para conseguir el éxito en el posicionamiento natural en buscadores. Además es importante tener conocimiento de las técnicas de marketing por Internet para conocer métodos importantes para ayudar al posicionamiento web o marketing en buscadores, a la publicidad de pago por clics PPC, al marketing de artículos, a la difusión y viralización y a otros enfoques de SEO Local. Cada una de las técnicas de marketing online tiene un papel especial para popularizar una página web.

El contenido como elemento básico en el marketing en buscadores

La piedra filosofal en el marketing en buscadores es el contenido. El contenido debe aportar valor al usuario, ser único y original y debe estar optimizado para unas palabras clave en concreto. El contenido incluido en una página web debe estar relacionado con el contenido general de la página y expresar ideas esenciales en torno al tema principal de la página web. Es decir, si una página web contiene 10 contenidos publicados que hablan sobre marketing online, al 99% parece ser una página web que trata sobre “Marketing Online” que a nivel general puede incluir entre otros conceptos – Internet, Marketing Online, Email marketing, Posicionamiento Web, Diseño Web –  todos estos conceptos tienen algo en común, pero no tendrían nada que ver con un contenido que tiene un título como “Venta de Naranjas en Valencia. 3 Kg de Naranjas Valencianas de Calidad por 5 €” por lo tanto es mejor no incluir este último artículo en esta página web de marketing online.
Todo el contenido publicado tiene que demostrar exactitud, ser atractivo y no confundir a los usuarios. El contenido de la página web debe intentar convencer a clientes potenciales. Un redactor SEO profesional puede escribir fácilmente todo el contenido de una página web y puede adaptar de manera eficiente la terminología específica para el público en general. Las frases deben ser de interés para no perder a los lectores y siempre gramaticalmente correcta.

El principio más importante en la optimización de los motores de búsqueda

El principio más importante en el marketing en buscadores es la optimización de la página web para los motores de búsqueda. Incluso si en una tienda online se vende un producto en exclusiva y con reconocido éxito, el vendedor puede perder clientes si la página web no esta optimizada para aparecer en los primeros puestos de la búsqueda. El posicionamiento natural en buscadores significa definir una estrategia SEO, realizar los trabajos de optimización web, la aplicación de técnicas SEO y la ejecución de tácticas de marketing por Internet oportunas para que a medio-largo plazo esta página web se convierta en popular y relevante para unos conceptos de búsqueda concretos y previamente estudiados en el análisis de palabras clave.

El posicionamiento natural pretende posicionar una página web para que aparezca en los primeros resultados de la búsqueda con el fin de llegar con facilidad a los usuarios y atraer un mayor tráfico de clientes potenciales.

Mientras se consigue el posicionamiento natural, incluso después, es conveniente hacer uso de campañas de pago por click o SEM. Este tipo de campañas SEM permiten aparecer como SERPs destacadas con la palabra añadida “Anuncio” en las primeras posiciones o en posiciones destacadas. A diferencia del posicionamiento natural, en el SEM el propietario del sitio paga cuando alguien le hace clic en el enlace del resultado, la otra diferencia principal es que una técnica inmediata y sirve para mejorar la popularidad global del sitio y ciertamente, puede aumentar el número de clientes.
También es recomendable el SEO local, simplemente se ataca una región y con ello se restringe a la competencia. Se trabaja el SEO para que los resultados que se muestran están localizados sobre palabras calve más una localización, ciudad o región y es más efectivo para empezar ya que a veces se hace muy difícil luchar contra las marcas clásicas mejor posicionadas a nivel global.

La recomendación principal es realizar una auditoria a la página web o SEO On Page para poder solucionar errores en SEO y ver como esta el posicionamiento web en general. Después es importante la costumbre de generar contenidos constantemente de calidad, únicos, optimizados cada uno de ellos para una palabra clave y que aporten valor al usuario. Por último, se debe realizar una estrategia de SEO personalizada y una campaña de popularidad para la construcción de enlaces y ejecutar distintas técnicas de marketing online para popularizar la página web. Auditar y ejecutar estos trabajos permiten aprovechar todas estas técnicas y ver como poco a poco va cambiando la perspectiva y se produce un constante aumento de la rentabilidad.

Descarga este artículo como un e-book

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top